martes, 8 de abril de 2014

Mujer que descuartizó a su pareja se inspiró en series policiales



La mujer cocinó los restos de su pareja "porque había visto en películas policiales que de esta forma no derramarían tanta sangre".

La mujer detenida en Chile tras confesar que descuartizó a su pareja y cocinó sus restos en una olla dijo haberse inspirado en series policiales para cometer el crimen que conmocionó la sociedad chilena, según la policía.

Roxana Valdés "recordó series de corte policial que veía. Tomó un cuchillo tipo serrucho con el que cortaba zapallo (calabaza), y procedió a amputarle las extremidades y la cabeza", explicó a El Mercurio el capitán de Carabineros, Francisco Cabrera.
"Los introdujo en una olla (los pedazos descuartizados) y los hirvió por bastante tiempo", agregó Cabrera, ante quien Valdés confesó su crimen.

Según el mayor de Carabineros Pedro Díaz, la mujer hirvió los restos de su pareja"porque había visto en películas policiales que de esta forma no derramarían tanta sangre".
"Pensé en deshacerme de él (el cuerpo) pero no me lo podía, subí al auto todos los restos, que iban dentro de unas bolsas. Se me ocurrió ir a enterrarlos (...) pero no tuve valor y me devolví", dijo Valdés en su declaración, según citó La Tercera.

Valdés, de 39 años, disparó antes con un arma de fuego a su pareja Carlos Ramírez (43), a quien acusó de haberle sustraído el dinero en medio de una discusión en su hogar.
Según la fiscal Mónica Barrientos, "existía una denuncia previa en 2012 por violencia intrafamiliar".

La mujer fue formalizada por el juzgado de Molina, unos 200 km al sur de Santiago, acusada de parricidio, y quedó en prisión preventiva.

Publicado por: elespectador.com – Redacción – 08/04/14 -

Mujeres latinas son las peor pagadas en EEUU, según estudio

Las latinas reciben la peor paga en Estados Unidos, según un estudio divulgado este lunes por el Instituto de Investigación de Políticas para la Mujer, en víspera de que el presidente Barack Obama haga anuncios contra la discriminación salarial.

El estudio, titulado "La brecha salarial por género", determinó que, al analizar todos los tipos de ocupaciones, "las mujeres hispanas tienen la menor mediana de ganancias con 541 dólares a la semana".

En comparación, las mujeres afrodescendientes ganan 606 dólares semanales, las blancas 722 y las asiáticas 809, según el documento de siete páginas.
Pero la investigación, que compara los salarios en distintos trabajos de hombres y mujeres de distintos razas o etnias, destaca también que las trabajadoras femeninas obtienen salarios menores a los trabajadores masculinos en cada una de las categorías raciales.
Más de medio siglo después de las leyes que prohibieron la discriminación en el pago, "una brecha salarial por género se mantiene", apuntó el informe.
Según cifras del gobierno, las mujeres latinas ganan 56 centavos por cada dólar de un trabajador blanco.
El informe señala por su lado que los trabajos realizados por mujeres, como enfermeras, cajeras, mucamas o mesoneras, "generan ganancias al nivel de, o marginalmente por encima, del umbral federal de pobreza", incluso a tiempo completo.
"Esos sueldos de pobreza son particularmente comunes para mujeres latinas", señala el documento.
La situación es especialmente más cruda para las mujeres latinas que trabajan en manufactura, transporte o mudanza, y que deben sobrevivir con un salario semanal de 410 dólares.
El estudio del Instituto de Investigación de Políticas para la Mujer, un centro de análisis en Washington, se publica previo a que el presidente Barack Obama anuncie este miércoles dos medidas ejecutivas contra la discriminación salarial.
Obama ordenará a las empresas que contratan con el gobierno a no tomar represalias contra trabajadores que decidan negociar indemnizaciones porque fueron discriminados en su paga, informó la Casa Blanca este lunes.
Además, instruirá al Departamento de Trabajo a que solicite a esas compañías mayor información -incluyendo sexo y raza- sobre los casos de indemnizaciones pendientes para aplicar mejor las leyes de paga equitativa.
Las medidas son limitadas, por lo que Obama llamó al Congreso a aprobar una ley de pago justo, que el Senado, dominado por los demócratas, evaluará esta semana.
En su estudio, el Instituto de Investigación de Políticas para la Mujer aboga por implementar políticas públicas que eliminen las contrataciones y pagos discriminatorios contra las mujeres, y establezcan programas de entrenamiento y asesoramiento laboral.
Además solicita elevar el sueldo mínimo, una medida defendida por Obama pero rechazada por sus rivales republicanos en el Congreso.

Publicado por: AL DIA CON TERRA – AFP – 07/04/14 -

Aborto seguro y legal también es clave para el desarrollo

Mujeres marchan en 2009 contra la ley antiaborto de República Dominicana. Crédito: Elizabeth Eames Roebling/IP
Legisladores y líderes de la sociedad civil de unos 30 países lanzaron la Declaración de Airlie, que reclama el acceso universal a abortos seguros y legales.

Divulgado el miércoles 26 en Washington, el texto surge en el marco de una evaluación realizada por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) al cumplirse 20 años de la Conferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo celebrada en 1994 en El Cairo.
Esa histórica conferencia exigió el acceso a abortos seguros en países donde el procedimiento era legal, mientras que la declaración de esta semana llama a despenalizar la interrupción voluntaria del embarazo en todos los países.
La Declaración de Airlie también se anticipa a la nueva agenda de desarrollo internacional que se adoptará a partir de 2015. Sus promotores reclaman incluir el derecho al aborto en la próxima serie de metas mundiales que entrarán en vigor cuando expiren los Objetivos de Desarrollo para el Milenio (ODM).
“La verdadera igualdad de género no puede lograrse sin acceso al aborto seguro y legal”, señala. “En las últimas dos décadas, aproximadamente un millón de mujeres y niñas fallecieron y más de 100 millones han sufrido heridas –muchas de ellas de por vida– debido a complicaciones de abortos inseguros”.
El quinto ODM llama a reducir en tres cuartos la mortalidad materna y lograr el acceso universal a la salud reproductiva. Sin embargo, no incluye a los abortos seguros en su definición.
Ahora, los activistas planean plantear formalmente estas recomendaciones en una cumbre por el 20 aniversario de la conferencia de El Cairo. El encuentro tendrá lugar en abril en Addis Abeba.
En el proceso de elaboración de nuevos objetivos de desarrollo, “la única meta que no consideraron fue la de la salud sexual y reproductiva para todos”, dijo Nafis Sadik, asesora especial del director ejecutivo de Onusida y ex directora ejecutiva del Fondo de Población de las Naciones Unidas, en diálogo con IPS.
La nueva declaración no solo apunta a incidir en la próxima agenda de desarrollo internacional, sino también a influir en los políticos estadounidenses.
Las leyes vigentes en Estados Unidos desde hace cuatro décadas han impedido que programas de ayuda exterior financien campañas relacionadas con el aborto.
Críticos sostienen que el resultado es una desconexión entre el trabajo hecho por la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid) y los servicios de salud femenina ofrecidos.
“En relación al problema de la política estadounidense, no solo se trata de apoyo financiero, sino también de liderazgo moral”, dijo Sadik. “Que Estados Unidos restrinja las áreas de apoyo o el financiamiento de cualquier organización no gubernamental que facilite abortos marca una gran diferencia”, dijo Sadik.
Redituable y factible
La Declaración de Airlie se elaboró tras una conferencia de dos días cerca de Washington. La redactaron representantes de unos 30 países, entre ellos ministros de Salud, parlamentarios y líderes médicos, además de delegados de la ONU y de la sociedad civil.
“Nuestro objetivo es transmitir este mensaje y crear una coalición más amplia”, dijo a IPS la activista Elizabeth Maguire, presidenta de Ipas, organización no gubernamental internacional contra enfermedades y discapacidades causadas por abortos inseguros.
“Cada participante está comprometido a actuar”, agregó.
Maguire lideró la última conferencia en calidad de convocante.
Uno de los participantes fue John Paul Bagala, presidente de la Federación de Asociaciones Africanas de Estudiantes de Medicina. Bagala trabaja en un hospital en el norte de Uganda que trató a 480 mujeres por casos de abortos inseguros entre 2011 y 2012, y a otras 500 entre 2012 y 2013.
Según Bagala, brindar acceso a abortos seguros es también económicamente redituable. Tratar las heridas causadas por un aborto ilegal en Uganda puede costar más de 100 dólares, dijo, mientras que el costo de un aborto seguro puede ser inferior a 10 dólares.
“Como estudiantes de medicina en África, luchamos para divulgar la declaración en nuestras respectivas instituciones”, declaró Bagala a IPS.
Asimismo, “para erradicar el estigma de nuestros trabajadores de la salud cuando todavía están en el sistema de formación, para garantizar que las mujeres, cuando buscan servicios, reciban el mejor que necesiten en términos de seguridad y calidad”, añadió.
“Nos orientamos a integrar los aspectos de esta declaración sobre derechos a la salud reproductiva en el programa de capacitación de los trabajadores de la salud en África”, agregó.
Del mismo modo, Maguire enfatizó que garantizar un acceso universal a los servicios de salud reproductiva no solo es crucial, sino también posible. En el caso de Nepal, por ejemplo, la despenalización del aborto mejoró la salud femenina y disminuyó la mortalidad materna.
“Nepal es uno de los pocos países que cumplirán el quinto de los ODM, y lo que los expertos dicen es que mejoró el acceso a planificación familiar, a atención obstétrica de emergencia y a cuidados de emergencia en casos de aborto”, dijo a IPS la parlamentaria nepalesa Arzu Rana Deuba.
Deuba recordó la historia de una joven de Nepal que estuvo en prisión por 12 años tras haber sido violada y haber intentado, sin éxito, someterse a un aborto ilegal. Su historia captó la atención internacional, y Nepal terminó despenalizando el aborto en 2002.
“Es una historia de esperanza”, dijo Deuba. “Después de 2004, tuvimos 1.500 proveedores (de salud) calificados y 75 hospitales brindando servicios de abortos médicos. A partir de 2014, 500.000 mujeres tienen acceso a abortos seguros, y eso es bastante para nosotros, que no somos un país grande”.
Según ella, el éxito de Nepal no solo se debe a que hay más servicios médicos, sino también a que se produjo un cambio de actitud cultural en relación al aborto.
“Lo que sabemos ahora es que la ley cambia las actitudes sociales”, dijo Deuba.
“Trabajo a nivel comunitario, y los trabajadores me dicen que ya no hay más estigma, que el aborto se ve como parte de los derechos femeninos, que las mujeres se manifiestan más sobre el aborto… Es visto como parte de la atención continua. Ahora las mujeres no tienen por qué morir (a causa de abortos inseguros), y hay una sensación de confianza y seguridad entre ellas”, expresó.

Publicado por: IPS – Washington – Michelle Tullo – 24/03/14 -

Emprendimiento con silueta de mujer

Las colombianas son referentes para América Latina y España en esta tendencia. El 67% emprende por oportunidad y el 33% por necesidad.

“Esta es una tradición en Colombia. Lo nuevo es la importancia que le están dando”, dijo Yanire Braña, presidenta de la fundación Mujer, Empresa y Tecnología (MET), al referirse al emprendimiento femenino que está creciendo en el país y que ya es referente en América Latina y España. Será protagonista el próximo 9 de abril en el encuentro entre empresas privadas, Estado, mujeres empresarias y especialistas internacionales en el II Foro de Emprendimiento Femenino e Innovación Social en Bogotá.

“La primera edición la hicimos el año pasado y no pensamos que tendría tal recepción. Aquí hay una necesidad y un mercado muy grande para desarrollar. Las emprendedoras colombianas cumplen con todas las cualidades de las mujeres exitosas que identificamos desde la fundación: tienen pasión, compromiso, perseverancia, proactividad, optimismo y autoestima”, enfatizó Braña.
“La mayoría son madres solteras y cabeza de familia”, agregó. “En cifras, el 35% cursó hasta secundaria, el 30% hizo estudios universitarios y el 7% un posgrado”. Esta tendencia se debe, asegura, a que los profesionales, tanto hombres como mujeres, cuando terminan sus carreras piensan hacer parte de una multinacional y no en crear empresa. Los estudios de campo realizados por MET muestran que, en promedio, las colombianas empiezan a emprender después de los 35 años.

De acuerdo con el Monitor Global de Emprendimiento 2013 (GEM, por sus siglas en inglés), el 67% de las mujeres emprenden por oportunidad, mientras el 33% lo hacen por necesidad. Asimismo, el 70% de los colombianos consideran que hay buenas condiciones para crear empresa, el 54% piensan comenzar un negocio en los próximos tres años y el 89% creen que ser emprendedor es una buena opción de vida.
Ejemplo de lo anterior fue la cita de emprendedoras tecnológicas a la que asistieron 400 mujeres de nueve países, incluida Colombia, el pasado 11 de marzo. Ellas Conectan Global, la iniciativa de la red española Ellas, en alianza con la aceleradora de empresas jóvenes de Telefónica, Wayra, buscaba incrementar el número de emprendimientos en tecnología liderados por mujeres, pues de acuerdo con Patricia Araque, directora general y cofundadora de la red de España, “a nivel mundial sólo el 3% del emprendimiento tecnológico es promovido por mujeres”.

Uno de los retos que tiene Colombia, además de “implementar más programas de formación y acompañamiento, es efectuar mecanismos de financiación y generar redes de contacto que les permitan hacer relaciones públicas, así como cambiar la actitud de colaborar y no competir”, expresó Braña. Por eso el foro, que se realizará con el apoyo del banco BBVA, CIFI y la Fundación Belcorp, tratará temas como la innovación social y el conocimiento como base del empoderamiento, valores y ética en el emprendimiento, creatividad, entre otros.
Karla Blanco, gerente de asuntos corporativos de Intel, manifestó que “más que en cualquier otro lugar del mundo, las mujeres latinoamericanas están empezando actividades empresariales, pues identifican nuevas oportunidades en sus países, según el estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). 

A medida que más mujeres de la región se han convertido en la fuerza activa de trabajo en las últimas dos décadas, las economías se han expandido. Las mujeres ya lideran el 23% de las pequeñas empresas de la región, pero sólo el 9% de las grandes”.


Publicado por: elespectador.com – Marcela Díaz Sandoval – 07/04/14 -

El norte de Pakistán va a la escuela para desafiar al Talibán

Escuela en una tienda de campaña en el norte de Pakistán. Crédito: Ashfaq Yusufzai/IPS.
Desafiando las amenazas del movimiento islamista Talibán, una nueva ola de estudiantes llega a las escuelas del conflictivo norte pakistaní.
“Hay un firme aumento de inscripciones de alumnos, pues los padres se dieron cuenta de lo importante que es la educación, y ahora quieren impedir el intento del Talibán de privarlos de ella”, dijo Pervez Jan, funcionario de educación de las Áreas Tribales Administradas Federalmente (FATA), en diálogo con IPS.
En 2012, señaló, la tasa de alfabetización de las niñas en las FATA era de tres por ciento, y creció a 10,5 por ciento el año siguiente. Y entre los varones pasó de 29,5 a 36,6 por ciento.
El Talibán se opone a la educación moderna. Sus combatientes destruyeron unas 500 escuelas, 300 de ellas para niñas y adolescentes.
Jan cree que la población tribal de la zona está enfrentando al Talibán. “La mayoría de las personas saben que los talibanes actúan contra la gente, por ejemplo atacando escuelas, y por eso vienen en masa”, afirmó.
Muhammad Darwaish, comerciante de la Agencia Jyber, coincidió con él. “Inscribí a mis dos hijas y a mi hijo en la escuela porque ahora estoy convencido de que la educación los va a beneficiar. Todo lo que se oponga al Talibán favorece a las personas”, añadió.
Saeeda Bibi, una de sus hijas, disfruta del colegio. “Voy a la escuela todos los días y soy feliz allí. Antes solía pasar todo el día en la calle”, señaló.
Darwaish aseguró que hará todo lo que esté a su alcance para mantener a sus hijos en clase. “Soy pobre, pero haré todos los esfuerzos para que mis hijos reciban educación”, afirmó.
La Agencia Jyber, una de las siete que conforman las FATA, fue escenario de los peores actos de violencia del Talibán. Desde 2005, el movimiento perpetró atentados con bomba contra 85 escuelas, dejando a unos 50.000 alumnos sin aulas en esta zona fronteriza con Afganistán.
No obstante, la tasa de matriculación escolar en la agencia creció 16,1 por ciento el año pasado respecto de 2012.
Al igual que Darwaish, cientos de padres de las FATA ahora se toman la educación de sus hijos más en serio.
Abdul Jameel, de la Agencia Kurram, envía a sus dos hijos al colegio. “Los militantes (islamistas) hicieron explotar tres escuelas en nuestra área, por lo cual mis hijos se quedaron en casa. Ahora regresaron porque los colegios fueron reconstruidos”, indicó.
El director de Educación de las FATA, Ikram Ahmed, informó de un aumento de 21,3 por ciento en la matriculación de niñas y niños en la Agencia Kurram, 7,5 por ciento en Waziristán del Sur, 4,3 por ciento en Waziristán del Norte y 5,1 por ciento en la Agencia Orakzai.
En total, se anotaron 124.424 niñas en 1.551 escuelas primarias y 19.614 en 158 escuelas medias, mientras que 13.837 adolescentes se inscribieron en 42 colegios secundarios y 1.134 en cinco escuelas superiores de las FATA, dijo Ahmed a IPS.
“En los últimos años, las acciones de los combatientes y la nula vigencia del Estado de derecho en las áreas tribales afectaron severamente la educación de las niñas, pero las medidas del gobierno dieron frutos”, señaló.
Una partida especial “de 3.670 millones de rupias (37 millones de dólares) alivió el daño causado a las escuelas durante la guerra contra el terrorismo”, afirmó.
La enseñanza fue la prioridad del programa de desarrollo de 2013, representando 24,64 por ciento del presupuesto de las FATA, de 188 millones de dólares. Este año se crearán 38 nuevas escuelas medias, 125 primarias y tres albergues para maestras y profesoras.
Akram dijo que en algunas áreas también el ejército destruyó escuelas porque en ellas se escondían radicales islámicos.
Los militares “destruyeron unos 10 colegios en Waziristán del Sur, donde vivían combatientes del Talibán. Todos se reconstruyeron”, añadió.
“En algunas áreas, el gobierno proveyó tiendas de campaña para dictar clases, y en otros lugares decenas de personas acomodadas ofrecieron edificios e instalaciones privadas para que funcionaran colegios”, añadió.
Bismillah Jan, uno de los 20 legisladores de las FATA, dijo a IPS que el gobierno brindará más becas y libros de texto gratis para apoyar a estudiantes pobres.
“Hemos sufrido mucho por la larga insurgencia” talibán, dijo por su parte Iqbal Afridi, del partido político Tehreek Insaf, liderado por el carismático exjugador de cricket Imran Jan.
“Nuestros estudiantes sufrieron, los empresarios y los agricultores perdieron sus trabajos, y la única forma de progresar es la educación”, afirmó.
“La buena noticia es que la gente ahora quiere educar a sus hijos a toda costa”, añadió.

Publicado por: IPS – Peshawar (Pakistán) – Ashaf Yusufzai – 07/04/14 -


Las batallas que enfrentaron las enfermeras de la Primera Guerra Mundial

Durante la Primera Guerra Mundial la enfermería fue un trabajo agotador, muchas veces peligroso, y las voluntarias que lo llevaron a cabo enfrentaron de forma directa el horror de los combates. Algunas de ellas pagaron un precio muy alto.

Pero su historia está rodeada de mitos y por lo general no se ha reconocido la enorme contribución que hicieron, como explica a la BBC la baronesa Shirley Williams, académica y miembro vitalicia de la Cámara de los Lores del parlamento británico.

En su muy admirado libro, publicado en 1975, The Great War and Modern Memory ("La Gran Guerra y la Memoria Moderna"), el crítico literario e historiador Paul Fussell escribió sobre los perpetuos mitos y leyendas de la Primera Guerra que tuvieron tanta fuerza que, en muchas mentes, se volvieron indistinguibles de los hechos. Pero sorprende que Fussell casi no menciona a las enfermeras. No hay referencia a Edith Cavell, ni mucho menos a Florence Nightingale.

Sin embargo el mito de la enfermera gentil y joven, que a menudo era voluntaria y miembro no entrenada del VAD (Destacamento de Voluntarias de Ayuda), vestida con su uniforme blanco e inmaculado, era universalmente admirado. El mito repetía historias que durante siglos se habían escuchado, desde el Rey Arturo y los Caballeros de la Mesa Redonda hasta Enrique V de Shakesperare, sobre los bruscos pero valientes guerreros que encontraban jóvenes gráciles que se encargaban de cuidarlos.

Mi madre, Vera Brittain, autora de una crónica conmovedora y cándida sobre su experiencia durante la guerra, Testament of Youth("Testamento de Juventud"), fue parte de ese mito. En el curso de la guerra peridió a todos los jóvenes a los que había amado: su novio Roland, su hermano Edward, sus queridos amigos Victor y Geoffrey.
Se enfrascó en la enfermería en algunos de los campos de batalla más terribles en un intento por aliviar el dolor de su duelo. También se decidió a recrear los personajes y las vidas de aquellos que había perdido para que las generaciones de lectores no los olvidaran y para que vivieran en la memoria de muchos.

Su experiencia personal, combinada con su talento para escribir, lograron pasajes atrapantes. Pero debido a que hubo muy pocas mujeres escritoras que también fueron enfermeras de guerra como ella, la leyenda de las VAD dominó la historia de la enfermería. A pesar de sus recuentos, a menudo lo que se escribió no era ni preciso ni justo.
El reconocimiento de la contribución de las enfermeras, tan importante como la de los médicos en el frente de batalla, todavía no se ha logrado.


Las mujeres de la Gran Guerra

En 1914, los jóvenes, hombres y mujeres, al igual que sus padres esperaban que la guerra fuera corta. Las canciones en los salones de baile eran patrióticas y optimistas. Se esperaba que las mujeres aguardaran en su casa pacientemente o, si pertenecían a la clase trabajadora, se unieran a las fábricas de municiones. "Mantén el fuego ardiendo", se les repetía. "Aunque sus hombres están lejos, pronto volverán a casa". Pero si los hombres resultaban heridos había muy pocas enfermeras que se hicieran cargo de cuidarlos.

El principal cuerpo de enfermeras entrenadas era el Servicio de Enfermería Militar Imperial de la Reina Alexandra (QAIMNS). Había sido fundado en 1902, en la época de la guerra de los Bóeres, y en 1914 tenía menos de 300 miembros. Al fin de la guerra, cuatro años después, contaba con 10.000 enfermeras. Además, otras organizaciones formadas anteriormente tenían como propósito principal el cuidado de los miembros de las fuerzas armadas, como por ejemplo el Cuerpo de Caballería de Enfermería de Primeros Auxilios creado en 1907.

Asimismo, había miles de mujeres no entrenadas trabajando como parteras o enfermeras en la vida civil, pero tenían poca o ninguna experiencia de trabajo con soldados heridos y su estatus en la sociedad era poco más alto que el de las empleadas domésticas.
Debido a que el ejército británico se oponía resueltamente a las enfermeras militares, con excepción de las de QAIMNS, las primeras voluntarias británicas estaban obligadas a servir con las fuerzas francesas y belgas. Muchas de ellas pertenecían a familias de la aristocracia o eran sus sirvientas. Las mujeres poderosas que dirigían grandes familias y grandes propiedades estaban bien entrenadas en administración y no tuvieron problemas en hacerse cargo de un hospital militar. Su confianza en sus propias capacidades era impactante.

La más famosa de estas mujeres era la duquesa de Sutherland, apodada Meddlesome Millie (la entrometida Millie). Poco después de que se declaró la guerra, junto con otras grandes damas como ella, llevó a médicos y enfermeras a Francia y Bélgica, organizando el transporte y equipo para establecer hospitales y estaciones de asistencia a víctimas.
Superando todos los obstáculos burocráticos que se les pusieron en el camino, para la primavera de 1915 la enorme y sangrienta ola de víctimas simplemente las sobrepasó. Incluso los más altos oficiales del ejército británico se rindieron ante ellas, dada la presión del momento y el firme compromiso que habían demostrado.

En esa etapa de la guerra se comenzó a invitar a las mujeres a servir en una variedad de funciones, entre las que se contaba la enfermería. Miles de jóvenes de hogares de clase media con poca experiencia en empleo doméstico, sin mucha educación relevante y en total ignorancia del cuerpo masculino, se ofrecieron como voluntarias y pronto fueron colocadas en funciones en hospitales militares.

En muchos casos, no fueron recibidas con amabilidad. Las enfermeras profesionales, que luchaban por algún tipo de reconocimiento y entrenamiento apropiado, temían que esa enorme invasión de voluntarias no calificadas socavara sus esfuerzos. Las integrantes del VAD, que estaban muy mal remuneradas, tenían principalmente la función del aseo doméstico, la limpieza de pisos, el cambio de sábanas y el vaciado de bacinillas, pero sólo en etapas posteriores de la guerra se les permitió que cambiaran vendajes o administraran medicamentos.

La imagen y los uniformes conspicuos de la Cruz Roja eran románticos, pero el trabajo en sí mismo era agotador, no tenía descanso y en ocasiones resultaba repugnante. Las relaciones entre las enfermeras profesionales y las asistentes voluntarias se reducía a una rígida e inquebrantable disciplina. Los contratos de las VAD podían modificarse incluso por romper las regulaciones más leves.

El clima de la vida hospitalaria era severo y muchas VAD, incluida mi madre, también tuvieron que enfrentar tensión en las relaciones con sus padres y otros familiares. La retaguardia durante la Gran Guerra estaba muy lejos de los frentes donde las batallas se peleaban.


Cambió la medicina

No había televisión ni radio y los informes de la prensa tardaban mucho. La gente se enteraba de fragmentos de lo ocurrido por medio de listas de víctimas o cartas de sus parientes soldados.

En una carta de su padre en la primavera de 1918, mi madre -que en ese momento cuidaba a soldados que habían sufrido un ataque con gas, como enfermera en un hospital escaso de personal y ubicado dentro del radio de los bombardeos en la línea del frente alemán- recibió la orden de regresar a casa. Era "su deber", escribía su padre, ayudar a sus parientes con la difícil tarea del manejo de su cómodo hogar.

La guerra produjo problemas médicos que difícilmente se conocían en la vida civil y que los médicos y enfermeras no habían experimentado antes. El más común fue la infección de las heridas, cuando los hombres acribillados con balas de metralletas quedaban con trozos de uniforme y barro contaminado de las trincheras que se propagaban hacia su abdomen y sus órganos internos. No había antibióticos, por supuesto, y los desinfectantes que se utilizaban eran rudimentarios e insuficientes.

Según Christine Hallett en su amplio y bien investigado libro sobre la enfermería en la Primera Guerra Mundial, Veiled Warriors ("Guerreras Veladas"), en el frente ruso se usaron medidas más radicales con mayor frecuencia. Se cubría las heridas con yodo o sal, se vendaba con firmeza el cuerpo y la víctima era  transportada muchos kilómetros hacia los hospitales de guerra

En Reino Unido se hicieron muchos esfuerzos para tratar las heridas infectadas, pero miles murieron a causa de tétanos o gangrena antes de que fuera descubierto un antídoto efectivo. Hacia el fin de la guerra comenzaron a surgir algunas soluciones radicales. Una de ellas fue la trasfusión sanguínea, que se llevaba a cabo conectando una sonda entre el paciente y el donante: una transferencia directa.
Cuando terminó la guerra, la mayoría de las VAD dejaron el servicio pero algunas de las más aventuradas viajaron hacia otras guerras.

Las que regresaron llegaron a sitios donde quedaban pocos hombres. Fue esa pérdida enorme de cientos de miles de jóvenes varones en Francia, Bélgica, Reino Unido, además de Rusia y, por supuesto, Alemania, lo que avanzó la causa de la igualdad y la extensión del sufragio a las mujeres.

La falta de hombres, especialmente en los campos administrativo y comercial, condujo a que los empleadores contrataran a mujeres y ellas, a su vez, buscaron empleo pago y formas de ganarse la vida. Pero las profesiones se mostraron renuentes al cambio. Las enfermeras profesionales, la columna vertebral del servicio en la guerra, no obtuvieron reconocimiento legal ni certificación de registro hasta 1943. Algunas se reorientaron hacia la salud pública o la partería, pero la enfermería siguió siendo una especie de "servicio cenicienta".

Mucho ha mejorado en los últimos 60 años, pero la total aceptación del conocimiento y la experiencia de las enfermeras como contribuyentes tan importantes como los médicos para el bienestar de los pacientes sigue siendo un trabajo en curso. Pertenecer a una profesional principalmente femenina continúa siendo una injusta desventaja.


Publicado por: BBC MUNDO – 06/04/14 -

Secuestro de periodista sacude a Venezuela

Nairobi Pinto, jefa de corresponsalías del canal Globovisión, fue interceptada por hombres armados y encapuchados al llegar a su casa.

Nairobi Pinto, la jefa de corresponsalías del canal de noticias venezolano Globovisión fue secuestrada en Caracas por hombres armados y encapu­chados, según informó ayer el padre de la periodista, el también comunicador Luis Pinto.
La noticia del secuestro de la cronista reavivó los reclamos por la inseguridad que padece el país, sumido además desde hace dos meses en un clima de tensión por protestas callejeras que derivaron en represión y acciones de violencia.
Nairobi Pinto fue secuestrada en la tarde del domingo por tres hombres armados y con el rostro cubierto que la interceptaron en la entrada del edificio donde vive –en la zona oeste de Caracas– y la obligaron a abordar un vehículo.
“Fue un hecho que se registró en fracciones de segundo... fue sumamente rápido. Había llegado de hacer mercado. Fue con una compañera. Estaba bajando las compras. En el momento en que salimos a ayudar apareció un vehículo, se desplazan tres sujetos, todos encapuchados, nos encañonaron y no sabíamos si querían llevarse la camioneta o a Nairobi. Se llevan a Nairobi”, relató Luis Pinto.
El padre de la periodista declaró a la agencia AP que hasta anoche no habían recibido ninguna llamada de los secuestradores. “Sólo pido a Dios que intervenga y me devuelvan a mi hija sana y salva”, dijo desesperado, aun cuando manifestó su confianza en los pasos que están dando las autoridades policiales.
Entre los trabajadores de Globovisión el secuestro de la periodista fue recibido con mucha tristeza, dijo Sheina Chang, presentadora de noticias del canal. “Es un duro golpe que nos hace recordar la triste realidad que vivimos hoy”, declaró Chang al referirse a la creciente criminalidad que enfrenta Venezuela. “Estamos viviendo lo que viven muchos otros venezolanos pero en esta oportunidad de cerca”, comentó la presentadora, quien participó junto a otros a colegas en una misa que convocó ayer la organización de periodistas para pedir por la liberación de Pinto.
Globovisión hizo un llamado en su página de Internet a los captores para que liberen a Pinto y pidió a la población hacer uso responsable de las redes sociales: “Para evitar entorpecer las labores de las autoridades y poner en peligro la vida de nuestra compañera”.
Dos homicidios
El secuestro de la periodista coincidió además con el homicidio de los ciclistas Gustavo Giménez y Luis Daniel Gómez, cercanos a dos importantes dirigentes opositores, quienes fueron asesinados el sábado a la noche en un parque nacional ubicado al norte de la capital.
Giménez, de 41 años, era hermano de Mariana Giménez, exesposa del alcalde opositor del municipio capitalino de Sucre, Carlos Ocariz. Gómez, de 36 años, era un amigo cercano del dirigente Leopoldo López, alojado desde febrero en una cárcel militar acusado de promover actos violentos durante una manifestación opositora.
El Ministerio Público anunció ayer que dos fiscales fueron designados para coordinar las investigaciones de las muertes de Giménez y Gómez, emboscados mientras realizaban ejercicios en el parque.
Venezuela tiene una tasa de homicidios que según registros oficiales está en 39 por cada 100 mil habitantes, pero que según cálculos de la organización Observatorio Venezolano de Violencia cerró el año pasado en 79 por cada 100 mil personas.
El tema de la criminalidad adquirió más notoriedad en enero, tras el cruento homicidio de la popular actriz y ex-Miss Venezuela Mónica Spear, quien fue asesinada junto a su pareja en una carretera del centro del país. En el incidente la hija de la actriz, de cinco años, resultó herida de bala en una pierna.
Publicado por: Diario La voz – Córdoba (Argentina) – AP y EFE – 08/04/14 -


Violencia de género en las religiones

La universidad Carlos III de Madrid acoge los días 22 y 23 de abril el segundo bloque de las jornadas sobre violencia de género en las religiones organizadas por el Instituto Universitario de Estudios de Género y la Cátedra de Teología y Ciencias de las Religiones de la Universidad Carlos III de Madrid.

Las jornadas buscan concienciar sobre el papel que juegan las religiones en la exclusión social y la violencia de género contra las mujeres en los diferentes ámbitos de la vida: educación, familia, trabajo, vida cotidiana, y en las diferentes edades de la vida. Asimismo, se pretende analizar con rigor científico la legitimación de la violencia de género en los textos “sagrados” de las religiones y estudiar la influencia del patriarcado religioso en el patriarcado social.

Otro de los objetivos es recuperar las tradiciones en favor de la igualdad de género y de la emancipación de las mujeres en las religiones así como fomentar las prácticas inclusivas en las religiones.
Por último, se pretende ofrecer vías de actuación en la lucha contra las prácticas discriminatorias generadas por las religiones y criterios de lectura de los textos “sagrados” de las religiones desde la perspectiva de género y en el horizonte de los derechos humanos

En el evento participan la asociación para el diálogo Interreligioso de la Comunidad de Madrid, Asociación de Teólogos y Teólogas Juan XXIII, Asociación Universitaria contra la Violencia Machista y el Seminario de Teología Feminista.

La inscripción en las jornadas es gratuita y se realizará a través del correo electrónico ieg@uc3m.es. Pueden inscribirse cuantas personas, universitarias o no, deseen participar en las Jornadas. Para la obtención del reconocimiento del crédito de Humanidades es condición necesaria asistir a todas las actividades de los días 14 de marzo, 22 y 23 de abril, además de la elaboración de una síntesis y/o comentario de una de las conferencias o mesas redondas.


Publicado por: AmecoPress – Redacción – Madrid – 08/04/14 -